El gobierno de Siria deja seis muertos tras bombardear un hospital

Se trata del primer ataque contra un centro sanitario desde febrero de 2020.

El Gobierno de Siria ha bombardeado, el pasado domingo, la ciudad de Atarib, al oeste de Alepo (al noroeste del país). La artillería ha alcanzado un hospital quirúrgico, que se encontraba bajo tierra, dejando seis civiles muertos – incluido un niño – y 16 heridos (cuatro de ellos en estado crítico), según ha notificado el Comité Internacional de Rescate (CIR) en un comunicado. El periodista del medio Al Jazeera Adham Abu Hussam, afirma que el hospital solía atender a cerca de 100.000 sirios de la zona.

Las instalaciones sanitarias están protegidas por el derecho internacional y deberían ser refugios seguros en tiempos de crisis, pero después de 10 años de guerra este no es el caso en Siria. Desde el inicio del conflicto, Médicos por los Derechos Humanos ha documentado cerca de 600 ataques a la asistencia sanitaria.” 

Rehana Zawar, directora del IRC para el noroeste de Siria.

El hospital estaba controlado por los rebeldes y, tras el incidente, se encuentra fuera de servicio. “Este es el quinto ataque contra la asistencia sanitaria que se ha registrado en lo que va de año, y eleva el número total de ataques contra la asistencia sanitaria, desde enero de 2019, a 118”, decía el comunicado firmado por Rehana Zawar, directora del IRC para el noroeste de Siria. Sin embargo, se trata del primer ataque registrado en la región desde febrero de 2020, según ha informado la dirección de salud de Atalib.

En marzo de 2020, Turquía y Rusia firmaron un acuerdo para establecer los términos del alto el fuego en Siria, al igual que la metodología de la desescalada de violencia en el país Mediterráneo, entre otros. De este modo, ambos países trataban de “poner fin al sufrimiento de la población civil” siria, aseguraba el líder ruso en ese entonces. 

Siria: Diez años de guerra

Las revueltas en Siria comenzaron hace ya una década y desde entonces el país mediterráneo está en guerra. Millones de personas han tenido que abandonar sus hogares y cientos de miles han perdido la vida. El Observatorio Sirio de Derechos Humanos calcula que cerca de 593.000 sirios han muerto desde el inicio de las hostilidades hasta diciembre de 2020.

Bashar al-Assad, presidente de Siria. Fuente: Antonio Marían Segovia

Por otro lado, la economía siria se ha deteriorado hasta el punto de que casi el 80% del país está por debajo del umbral de la pobreza, según datos de la Cruz Roja. De este modo, aproximadamente 11 millones – de los cerca de 17 millones de población total de Siria – requieren de ayuda humanitaria. 

El peligro para Siria es que se produzca un estancamiento prolongado y los sirios corran el riesgo de soportar otra década de desesperación, abatimiento y desesperanza»

ha declarado Geir Pederse, enviado especial de las Naciones Unidas para Siria.

Por su parte, la Organización de las Naciones Unidas (ONU) ha solicitado la creación de un nuevo foro internacional para acabar con más de una década de guerra en Siria. El organismo asegura que “lamenta profundamente” haber fracaso en sus repetidos esfuerzos por mediar en el conflicto.

Las soluciones de al-Ásad a la crisis económica

El presidente de Siria, Bashar al-Ásad ha promulgado, el pasado martes, un decreto para estimular la economía del país. La medida beneficia a cientos de miles de trabajadores del sector público y los soldados y consiste en un pago único de 50.000 libras sirias, lo que equivale al salario medio mensual en el país. Por su parte, los pensionistas también recibirán una ayuda de 40.000 libras sirias. 

Esta decisión se ha tomado como reacción ante el desplome del valor de la moneda nacional. Hace un año, la conversión de divisas era de 700 libras sirias por dólar estadounidense, pero a 22 de marzo de 2021, el cambio oficial está en 1.257 libras sirias por dólar – aunque en el mercado negro alcanza las 4.000 –. Además, según la Oficina Central de Estadísticas de Siria, la inflación ya ha alcanzado entre el 180 y el 300%. Así, productos básicos como el azúcar han visto aumentado su precio, en un año, de 700 libras sirias a unas 2.400

Conoce más sobre la actualidad de Oriente Medio.

Aida Lorca

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Show Buttons
Hide Buttons